27 septiembre 2013

Kon-Tiki








Título: Kon-Tiki
Título original: Kon-Tiki
Director: Joachim Rønning, Espen Sandberg
País: Noruega
Actores: Pål Sverre Valheim Hagen, Anders Baasmo Christiansen, Gustaf Skarsgård, Odd Magnus Williamson, Tobias Santelmann, Jakob Oftebro, Agnes Kittelsen, Eleanor Burke, Manuel Cauchi
Año: 2012
Duración: 118'
Critico Colaborador: Mary

Valoración





Travesías con flojera
¿Quién dijo que los nórdicos son cuadriculados? Esta es una aventura. Es la historia de un viaje en barco. En balsa de madera para ser exactos. Un trayecto pensado por Thor Heyerdah, un explorador que osó cruzar el Pacífico, basándose en sus teorías de que los habitantes de América del Sur llegaron a conquistar ellos mismos la Polinesia.

Así que en 1947, se realizó el mismo viaje, pero en esta ocasión protagonizado por unos hombres muy rubios que pasaron 101 días en las aguas del Pacífico, como cuenta igualmente el documental de 1951 que el propio Heyerdah filmó durante la travesía.




Después de sesenta años, Noruega ha vuelto a aportar a la última edición de los Oscar este momento histórico –en aquella ocasión el documental ganó el premio- optando ahora a la Mejor Película Extranjera. Obviamente se quedó como simple nominada – El ganador de todas las apuestas, Michael Haneke, se hizo con la estatuilla en la categoría, y muy merecidamente con ese torbellino de desazón llamado “Amour”. Las demás contrincantes eran también duras adversarias, así que “Kon Tiki” lo tenía difícil para destacar.

Más allá del salmón, de los fiordos y de los vikingos, el largometraje muestra otra faceta que cotejar sobre nuestros vecinos del norte. El film, basado en la vida de explorador y de su trepidante aventura, comienza desde la propuesta de tal proyecto y desarrolla las tres cuartas partes de la cinta en pleno océano, donde los hombres conviven en unos pocos metros cuadrados, hechos a base de troncos agarrados con cuerdas. Allí discuten, ríen, se defienden de tiburones y duros temporales, mientras sus fuerzas van resistiendo a medida que avanza el tiempo.



Pese a la simpatía que destila este grupo, la película no queda más que en una trama para televisión. El cariz que contiene a veces resulta un tanto lento, y la ferviente ilusión del protagonista (también normal, desafió a medio mundo con sus hipótesis) agota en ocasiones. El resto de personajes son en general bastante planos, salvo uno o dos rasgos de cada uno, pero se quedan cortos.

No obstante, es una película que trata un tema que siempre se necesita tener en cuenta: la superación, y llevar a cabo tus metas en la vida, algo que siempre se agradece sea cual sea el envoltorio con el que viene cubierto -da igual que sea una comedia americana o un título checo-, el carpe diem es bien recibido, y se dirige a todos. Las relaciones humanas, el cara a cara del hombre con la naturaleza, (qué pequeño se es en la inmensidad del océano), son también otras cuestiones tratadas aquí.

Kon Tiki” se gana la nota por el buen hacer de la producción. Los rodajes en agua siempre son costosos (¿Quién no recuerda lo que se habló del de “Titanic” o más actualmente “Lo imposible”?), y aunque no hay tanto efecto especial, la producción está muy bien tratada y consigue ser creíble


Entretiene, cierto, pero un poco más de salero no le hubiera venido mal. 



Si quieres comentar este u otros artículos, te esperamos en nuestro foro.

Opina

0 Comentarios somieriles:

Publicar un comentario

Todos comentarios serán moderados por el staff, si no aparecen en breve no te preocupes, serán aprobados lo antes posible. Puedes comentar también desde tu facebook, twitter, etc justo debajo.

comments powered by Disqus