03 abril 2013

Oz, un mundo de fantasía





Título: Oz, un mundo de fantasía Título original: Oz: The Great and Powerful
Director: Sam Raimi
País: USA
Actores: James Franco, Mila Kunis, Rachel Weisz, Michelle Williams, Abigail Spencer, Zach Braff, Joey King, Bill Cobbs, Stephen R. Hart, Martin Klebba, Tony Cox, Otis Winston, Bruce Campbell, Ted Raimi, Tim Holmes, Toni Wynne, Rob Crites, John Paxton, William Dick
Año: 2013
Duración: 127'
Crítico: La Perra Verde

Calificación:




Me da rabia ir al cine y que una película por la que he pegado religiosamente no me guste (o no me guste mucho), pero me da mucha más rabia cuando la película empieza muy bien y creo que puede llegar a encantarme. Ese es el caso de "Oz, un mundo de fantasía", los primeros 10-15 minutos me parecieron muy buenos, en ellos nos muestran en blanco y negro y con pantalla en ratio "4:3" a Oscar Diggs, un mago de ferias que trabaja bajo el nombre artístico de "Oz".

En estos primeros minutos nos presentan a un mago competente con aspiraciones a llegar a ser como Houdini y admirador de Tesla, Marconi o Edison, pero que tiene un importante lastre para progresar, y no es su trabajo en el escenario o las limitaciones de una sencilla feria que va de pueblo en pueblo, si no que es el clásico caradura que antepone el flirteo y la seducción a la salud de sus huesos machacados bajo los puños de algún marido furibundo por estar con su mujer.



También aparece su lado más humano cuando su amor platónico le visita para decirle que acaban de pedir su mano. Aquí podemos ver como lejos de intentar ese clásico "último casquete por los viejos tiempos" o impedir su boda, le dice velada pero explícitamente, que él es así, que la sociedad es la culpable por echar a la calle a tanta moza deseable y que ella estará mejor con otro que le quiera y respete (no dice ni un tercio de esto, pero es lo que yo sobreentiendo por que soy mujer y vemos cosas donde no las hay).

El principio como comento, muy bueno, curioso lo del ratio y el blanco y negro que nos hace evocar al primigenio "El mago de Oz", diálogos emotivos pero no empalagosos, muy bien llevadas las escenas de magia y la interactuación con el pueblo espectador, peeeeeeeeeeero, tras un problema con, como no, un marido encabronado, nuestro amigo llega a Oz (no quiero dar muchos detalles) y apenas 15-20 minutos después de empezar la película, cae en picado.

Una vez llega a Oz la película se vuelve muy "Alicia" (de Tim Burton), mucho FX, algunos muy elaborados, otros muy cantosos, persecuciones que se ven a la legua que la persona está moviéndose en 2m cuadrados y unas interpretaciones que no emocionan y se centran más en resaltar con continuos primeros planos lo guapos que son los protagonistas (como si hiciese falta) y las muecas un tanto histriónicas que hacen para que se note que la mala es muy mala y frunce mucho el ceño y el guapo es muy truhan y por eso pone la sonrisa de medio lado que casi se puede hablar a su propia oreja.

Otro pecado que tiene la cinta es que nada en la ambigüedad, demasiado infantil para adultos, demasiado adulta para los niños. Los primeros minutos que tanto me gustaron estoy segura que a los niños que habían en el cine les parecieron un peñazo insufrible, las continuas referencias al sexo (no muy explícitas) del protagonista, la falta de humor pese a la presencia de un par de personajes diseñados por y para ese fin (un enano y un mono con alas de CGI al estilo Dobby de Harry Potter ¡infalibles!), los momentos dramáticos que se suceden, a mi sinceramente me parecieron demasiado adultos para el público objetivo que creo que tiene la película. De hecho eran constantes las preguntas de los niños a sus padres (que monos ellos...) por que no entendían los doblesentidos o cosas que un adulto ni se percata por que las da por sabidas y bien sabidas.
Pero por otra parte los momentos humorísticos eran demasiado infantiloides. Las coñas del enano y el mono eran de puro manual y para un adulto eran de un básico que daba vergüencita ajena y a los niños tampoco les hacían mucha mucha gracia.
Vamos, que ni chicha ni limoná, ni pa ti, ni pa mi, incómodo término medio que no llegaba a satisfacer a nadie.

En cuanto a los FX, no entiendo como se pueden hacer diseños tan maravillosos como la muñeca de porcelana (aunque obviamente esta tenga un papel muy relevante) y luego parte de los decorados sean píxeles con patas.



Los guiños a la película original y demás para mi desde luego no son suficientes para sostener la historia, que si bien no es mala, no llega a ser sólida del todo. Le doy un 2'5 (próximamente tendremos calificaciones medias) por que aprobar si merece.

Valoración, si tienes entre 12 y 26 (por decir algo, no os sulfuréis algunos) puede que os guste, si sois más pequeños o mayores, probablemente os sintáis un tanto descolocados o incómodos con ella, al menos es lo que me ha pasado a mi... que tengo 11.



Si quieres comentar este u otros artículos, te esperamos en nuestro foro.

Opina

0 Comentarios somieriles:

Publicar un comentario

Todos comentarios serán moderados por el staff, si no aparecen en breve no te preocupes, serán aprobados lo antes posible. Puedes comentar también desde tu facebook, twitter, etc justo debajo.

comments powered by Disqus