30 mayo 2016

Eddie el Águila










Titulo: Eddie el Águila
Director: Dexter Fletcher
País: USA
Actores: Taron Egerton, Hugh Jackman, Christopher Walken, Matthew Brandon, Ania Sowinski, Mads Sjøgård Pettersen, Tony Paul West, Marc Benjamin, Rune Temte, Tomasz Dabrowski, Austin Burrows
Año: 2016
Crítico Colaborador: Tatiana Gómez

Valoración:






EDDIE THE EAGLE – A veces hay que escuchar al niño que llevamos dentro.


En primer lugar, antes de catalogar la película en cuestión como “de deportes” tengo que deciros que es mucho más que eso, yo odio los deportes con toda mi alma –entre otras cosas porque no tengo el don para ellos- pero he de reconocer que Eddie the Eagle es algo más que eso; creo que es mucho más. Dicho esto, entramos en la película de lleno. Ante todo una historia de auto-superación en la que desde un comienzo queremos confiar en Eddie, en que consiga su objetivo principal: llegar a ser un gran atleta. El objetivo del personaje va cambiando a lo largo de la película, pero siempre en la misma línea de ser un gran deportista. Ya en el arranque el espectador se da cuenta de que Eddie es un chico especial, miope y patizambo que trata de seguir adelante con su sueño de ser un gran atleta a pesar de que el mundo entero esté en contra de su total realización.

Desde pequeño, Eddie no obtiene ningún tipo de apoyo y a lo largo de su camino hasta las olimpiadas de los juegos de invierno, se encuentra con más barreras que los demás competidores a los que se tendrá que enfrentar. Todo va en su contra, hasta que aparece Bronson Peary (Hugh Jackman), un ex atleta de saltos de esquí, quien le intentará guiar en su camino como su buen Obi-Wan Kenobi (Star Wars); aunque desde el primer encuentro sea como todos los demás y no pueda confiar en él por motivos obvios.



Los largos y abiertos planos de las pistas de esquí y la actitud de cowboy “malote” de Bronson permite al espectador –casi sin querer- transportarse al lejano Oeste; más específicamente al Monument Valley y los peligros de los grandes clásicos del Western. Más concretamente me refiero a El hombre que mató a Liberty Valance (John Ford, 1962), con el crepuscular John Wayne y el pusilánime James Stewart. Sin duda alguna Bronson Peary podría compararse con el personaje de Tom Doniphon (John Wayne) y a Eddie Edwards con el “blandito” de Ransom Stoddard (James Stewart). Me ha sorprendido bastante darme cuenta de esta conclusión mientras veía Eddie the Eagle –creo que bien fundamentada-, sin duda ha sido una sorpresa muy grata; y creo que la mayoría de espectadores cinéfilos estaréis de acuerdo conmigo. La trama principal de la película es de aprendizaje y superación, lo que permite que nos identifiquemos desde un primer momento con el pobre de Eddie, porque… ¿quién no ha tenido un sueño alguna vez?, ¿quién no ha sido apaleado por sus propios padres al intentar algo aparentemente imposible?... Bien, si este ha sido vuestro caso (y creo que el de la mayoría de la gente), Eddie the Eagle os encantará.



Por supuesto, a pesar de ser muy emocionante el ver cómo Eddie trata de conseguir su objetivo de ser el mejor saltador de esquí del mundo (o mínimo de Gran Bretaña); la trama no sería nada sin los indudables fracasos antes del triunfo; puesto que no resultaría en absoluto sorprendente si no hubiese ascenso y caída del personaje protagonista. Eddie tendrá que comer mucha nieve hasta alcanzar su sueño. Siempre se dice que para que el objetivo de un personaje nos importe de verdad, éste debe sufrir de sobremanera por conseguirlo; y cuanto más le importa al protagonista, más le importa al espectador. En el caso de Eddie, se planta su objetivo a los pocos minutos del arranque del filme, cuando Eddie aún es un niño pequeño e indefenso con problemas físicos, por ello desde el principio la historia engancha; cuando ese pequeño Eddie nos conmueve con lo claro que tiene su futuro, su sueño; por encima de todo.


Eddie the Eagle es una película de lo más entrañable en la que no puedes dejar de sentir que tienes algo en común con el niño al principio, y con el hombre en el que se convierte en el arduo camino para conseguir su sueño, cueste lo que cueste.



Si quieres comentar este u otros artículos, te esperamos en nuestro facebook o twitter.

Opina

0 Comentarios somieriles:

Publicar un comentario

Todos comentarios serán moderados por el staff, si no aparecen en breve no te preocupes, serán aprobados lo antes posible. Puedes comentar también desde tu facebook, twitter, etc justo debajo.

comments powered by Disqus